Facebook dragon, by Skyrion. Licensed under CC BY 3.0

No hace mucho hablaba con mi amigo Sergio, de Genera Games, sobre cómo ha influido la obra de George R.R. Martin en dar visibilidad al género fantástico y sobre la sensación de que existe un antes y un después a partir de Canción de Hielo y Fuego. Sí, es cierto, no se puede negar lo evidente. Se hizo una adaptación al cine de El Señor de los Anillos, pero su impacto no fue tan grande como el causado por la serialización de la obra de Martin.

Tras esto surgieron otras cuestiones. ¿Se había ganado la etiqueta de adulto un género encasillado en lectura infantil/juvenil? ¿Y, acaso eso iba enlazado con el estilo grim dark? ¿Existía el grim dark antes de Canción de Hielo y Fuego? No seré yo quien le reste mérito al trabajo de Martin, pero si miramos atrás y nos remontamos a Robert E. Howard, con sus Conan, Kull, Cormac o Solomon Kane, ya encontramos atisbos de ese grim dark. Lo mismo podríamos decir de Fritz Leiber, Glen Cook o Michael Moorcock, todos ellos, en mi opinión, con un estilo de narrativa más propio de un público  adulto que no púber o prepúber.

Llegados a este punto y puestos a hablar de madurez, me gustaría citar a Barbara Hambly. Tal vez hayáis tenido el gusto de leerla o puede que no os resulte familiar; pero seguro que si os hablo de unos seres cuyo número es ingente, que amenazan con acabar con toda la humanidad, que nadie sabe de dónde vienen, sólo que aparecen en los inviernos más fríos, y que el fuego es lo único que parece ser realmente eficaz para combatirlos, todo esto sí os resultará familiar, y más si añadimos luchas políticas entre facciones, conflictos entre la Iglesia y la Magia y una fortaleza con siglos de antigüedad que sirve como última defensa de la humanidad.  Todo esto son los ingredientes de El Reino de Darwath, escrito por nuestra autora en 1982 y publicado en España por Timun Mas en 1991.

Barbara Hambly nació en San Diego, California. Trabaja como escritora y guionista y su obra es bastante extensa pues abarca no sólo el género fantástico sino también el de ciencia ficción y el de terror, así lo avalan sus varias novelas en el universo de Star Wars y Star Trek y la saga de vampiros James Asher. La obra de Hambly, aunque adolece de presentar muchos estereotipos propios de la narrativa fantástica, se desmarca de otros por la profundidad y amplitud de las motivaciones de sus personajes.  La psicología y la ética de los mismos se convierten en parte esencial y vehicular de sus novelas. Los temas cotidianos se entremezclan con el núcleo de la historia dotándola de una mayor veracidad. Lo mismo ocurre en las sociedades y culturas que nos presenta, no son virtuosas, no están idealizadas, las muestra con sus claroscuros pero sin caer en lo zafio, lo vulgar o el mero morbo. 

Si bien Hambly es bastante descriptiva en sus narraciones, en su serie de Lobo del Sol y Halcón de las  Estrellas encontramos un claro ejemplo de su peculiar y genuino estilo. Lobo y Halcón dirigen una compañía mercenaria y la obra nos muestra cómo los años de tan duro trabajo hacen mella y dejan sus marcas tanto físicas como emocionales que influyen significativamente en la evolución de los protagonistas. Nos enseña la vida y el oficio en la guerra presentándolos en toda su crudeza pero con breves pinceladas, sin ensañarse, sin entrar en detalles, dejando esa parte a nuestra imaginación.

Con ella en la mano, y retomando las preguntas surgidas al inicio de éste artículo, creo que puede afirmarse con rotundidad que ya existía una literatura fantástica para adultos (e incluso un grim dark) desde hace tiempo, pero mucho más cuidada y elegante que los ejercicios posteriores, sin recurrir a un manual de sadismo, vejaciones y sexo explícito.

Pese a haber ganado un Locus en 1989 a la mejor novela de Terror por Those who hunt the nigth y haber sido nominada en ocho ccasiones al mismo, Hambly no ha conseguido la notoriedad que han podido conseguir otros profesionales en su campo. Puede ser que su estilo se escapara a los cánones de la época, o tal vez que las personas que actualmente leen a Martin no tuvieran la madurez o el interés por las novelas de Barbara Hambly, en cualquier caso, desde 1990 Vencer al dragón tiene un lugar en mi estantería.

Si tras leer este artículo te interesas por Hambly, más abajo os dejamos una relación de lo publicado en España.

Disfrutad de la lectura. Nos vemos en el próximo artículo.

Atentamente: Uno de los Cuatro

Publicaciones de Barbara Hambly en España:

El Reino de Darwath:

El regreso de los seres oscuros –  Timun Mas 1991

La fortaleza – Timun Mas 1992

Los ejércitos de la luz  – Timun Mas 1992

Lobo del Sol y Halcón de las Estrellas:

Las Señoras de Mandrigyn – Ediciones B 1990

Las Brujas de Benshar – Ediciones B 1993

La mano negra de la magia – Ediciones B  1993

Vencer al dragón – Ediciones B 1990/2007